Alimentación y Salud

Alimentos que pueden adelantar el inicio de la menopausia

La Universidad de Leeds, del Reino Unido, realizó un estudio en el que examinó los vínculos entre la dieta y el inicio de la menopausia en las mujeres de este país.

Como parte de sus resultados, encontraron que la ingesta alta de alimentos saludables, como pescado y las legumbres frescas, se asociaron con un inicio posterior de la menopausia, mientras que un alto consumo de alimentos como pasta blanca refinada y arroz se asoció con un inicio temprano.

Para llegar a los resultados se analizaron datos de más de 14 mil 150 mujeres, a quienes se les realizó un cuestionario sobre su dieta, además de una encuesta inicial sobre historia y salud reproductiva. Cuatro años más tarde, los científicos pudieron evaluar las dietas de mujeres que habían experimentado el inicio de una menopausia natural durante la investigación.

Con el análisis de la dieta, se determinó que la ingesta elevada de pescado azul se asoció con un retraso en el inicio de la menopausia en casi tres años. Mientras que las dietas con mucha pasta refinada y arroz mostró que la menopausia podría ocurrir un año y medio antes de lo normal.

“La edad a la que comienza la menopausia puede tener serias implicaciones para la salud de algunas mujeres. Entender de forma clara como la dieta afecta al inicio de la menopausia natural será muy beneficioso para aquellos que ya están en riesgo o tienen antecedentes familiares de ciertas complicaciones relacionadas con la menopausia”, explicó Janet Cade, profesora de Epidemiología Nutricional y Salud Pública de la Facultad de Ciencias de la Alimentación y Nutrición de Leeds, quien es coautora del estudio.

En cuanto a los riesgos de una aparición temprana de la menopausia, se encuentran una menor densidad ósea, osteoporosis y mayor riego de enfermedades cardiovasculares.

Alimentación y Salud

¿Qué efecto tienen los alimentos procesados en tu cuerpo?

Los alimentos procesados son para algunas personas ya una parte esencial de su dieta, ya sea por el tiempo o la facilidad de elaboración, este tipo de comidas son consumidos en exceso.

Lo que no se sabe es que este tipo de alimentos presentan una variación de nutrientes y calorías, alterando su aporte nutrimental. Esto principalmente para alargar su duración, agregando aditivos que terminan por tener consecuencias en la microbita intestinal, dificultando la digestión de otros alimentos, explicó el nutriólogo clínico Esau Obed Espinosa al portal elbotiquin.mx

El sodio es otro de los nutrientes muy presentes en estos productos, el cual si se consume en demasía puede provocar retención de líquidos y si se lleva una vida sedentaria puede ser factor para enfermedad crónica cardiovascular.

Debido al sodio también puede tener efectos en el peso de la persona, debido a que muchos de sus nutrientes terminan por irse cuando son sometidos a un proceso de pasteurización.

“Todos estos alimentos procesados tienen una densidad energética elevada y son los que tienden a subir más de peso”, indicó el especialista.

 

Muchas investigaciones, explicó el nutriólogo, indicó que estos alimentos también repercuten en el estado emocional de quien los consume, llegando a crear adicciones como es el caso de la serotonina agregada en los refrescos.

Por ello, el nutriólogo y gran parte de la comunidad ligada a la alimentación, sugiere dejar el consumo de este tipo de alimentos, por lo que se debe dar prioridad a los alimentos naturales.

Alimentación y Salud

Alimentos que protegen a tu estómago de los medicamentos

Cada que enfrentamos una enfermedad crónica, recurrimos a los medicamentos para poder sanar, pero estos a la par de ayudar pueden causar daño a nuestro estomago.

Medicamentos como los antibióticos, los antinflamatorios y los analgésicos, pueden provocar gastritis, por lo que si estamos ante un tratamiento médico fuerte, existen algunos alimentos que nos pueden ayudar a proteger el estómago y no sufrir este periodo.

Estos alimentos son el Aloe vera (natural o sin azúcar añadida); Verduras verdes altas en fibra como las espinacas, colas de bruselas o lechuga; Alimentos ricos en Omega3 como son el salmón, el atún, las almendras y la sardina; Grasas saludables como el aguacate, aceite de oliva y coco; además de Frutas como el plátano, la manzana y durazno.

También existen algunos alimentos que es preferible no consumir mientras tomas medicamentos como son los Alimentos procesados, Lácteos, Azúcar, Gluten, Cítricos e Irritantes como el café, cigarro, refresco y alcohol.

Al ser cada cuerpo diferente, se recomienda que en caso de que los medicamentos comiencen a hacerte fuerte daño, también asistas al nutriólogo para diseñarte una dieta especializada y que ayude a tu problema.

 

Investigaciones y Descubrimientos

La sal podría afectar el desarrollo mental

La sal es uno de los ingredientes más comunes en las cocinas, su ausencia en las mesas al momento de comer o cocinar es algo poco usual, pero, diversas organizaciones e investigaciones comienzan a apuntar sobre los riesgos de su consumo en exceso.

Caso de esto es una publicación realizada por la revista Nature Nauroscience, en donde se determinó que el exceso de la sal en la dieta, puede traer problemas incluso con el rendimiento mental.

En la investigación realizada en un grupo de ratones, se encontró que aquellos que fueron alimentados a base de alimentos extremadamente salados presentaron posteriormente un deterioro cognitivo y una disminución en el desarrollo cerebral.

Estos roedores fueron sometidos a una ingesta de sal de ocho a 16 veces lo normal, en una prueba en la que los animales perdieron la habilidad que solían tener para la resolución de laberintos.

“(Los ratones sufrieron) una reducción del flujo sanguíneo en la corteza y el hipocampo, dos regiones cerebrales importantes asociadas a la memoria y el aprendizaje”

“Informamos que los ratones alimentados con una dieta alta en sal desarrollan hipoperfusión cerebral marcada y una profunda alteración en la regulación endotelial de la microcirculación cerebral, lo que lleva a un deterioro cognitivo posterior”, indica el estudio.

Desde hace nueve años, la Organización Mundial de la Salud (OMS) en conjunto con autoridades sanitarias, adelanta de la política de Prevención de las enfermedades cardiovasculares en las América mediante la reducción en la ingesta de sal alimentaria en toda la población.

Esta política parte de la base de que la sal proveniente de alimentos preparados, industrializados y la agregada son la principal fuente de sodio en la alimentación, y el elevado consumo de este compuesto y la absorción insuficiente de potasio, contribuye a la hipertensión arterial y aumenta el riesgo de cardiopatía y accidente cerebrovascular.

Alimentación y Salud

Niños pueden desarrollar gusto por ciertos alimentos desde el embarazo

Stephanie Anzman-Frasca, profesora e investigadora de la Universidad de Búfalo, Estados Unidos, realizó una investigación sobre cómo los niños desarrollan el gusto por alimentos como frutas y verduras.

La autora principal del estudio analizó 40 investigaciones publicada en la última década, en donde sugiere que existe suficiente evidencia para decir que los niños puedan aprender a preferir los alimentos durante la gestación y que, después del nacimiento, si la madre amamanta, el bebé también se beneficia de la exposición a ciertos sabores.

“Los sabores de lo que come la mamá alcanzan al niño en el útero. Por lo tanto, si está siguiendo una dieta saludable, el feto se expone a esos sabores, haciendo que el niño se acostumbre a ellos”, señaló la doctora.

Por ello, estas exposiciones tempranas familiarizan al niño con sabores específicos, preparando el escenario para la posterior aceptación de sabores saludables en alimentos sólidos.

“Se ha visto que los estímulos durante esos períodos efectivamente pasan al feto y al recién nacido, en muchos hábitos no sólo como la comida, sino también el sueño o las alergias… Es importante que las mamás coman de todo, de manera saludable, como una forma de estimular al feto y al niño”, explicó Pablo Brockmann, pediatra de la Red de Salud UC Christus.

Comentó que a medida que va creciendo el niño, el ejemplo paterno toma un rol crucial, al ser el estímulo externo determinante. Al respecto, explicaron que se deben de aprovechar los primeros mil días de vida del niño, donde se forjan las conductas futuras y en el caso de la alimentación saludable, cambiar el contexto que juega en contra de estos alimentos.

“El problema es la cultura: nadie premia a un niño con una zanahoria. Lo que vemos es que, por un tema de tiempo o comodidad, el niño comienza a comer más alimentos chatarra”, dijo Jaime Tapia, pediatra y cardiólogo infantil de la Sociedad Chilena de Pediatría.

Hacer de la experiencia de comer algo agradable, además de la exposición repetida a los alimentos saludables, son otros dos factores que pueden ayudar a que desarrollen gustos por ese tipo de comidas.

“Algo que se asocia a una buena nutrición es sentarse con los niños a comer juntos y darles opciones de alimentos saludables, y no cambiarlos por cosas que sí les gustan, pero que no son nutritivas”, indicó.

Alimentación y Salud

Alimentos que ayudan a cuidar tu piel

La piel es el órgano más grande del cuerpo humano, y como tal debemos tener varios cuidados para protegerla y tener una buena salud, recordando que varias enfermedades también pueden presentarse en la piel.

Por ello, a continuación te mostramos algunos nutrientes que puedes consumir y que te ayudarán a mantener la salud de tu piel para tenerla perfecta.

***

Carotenoides

Este tipo de substancia estimula su propia inmunidad, de forma que las personas que siguen una dieta con alto consumo de estos nutrientes, presentan menos problemas con la exposición al sol.

Esta substancia la puedes encontrar en verduras y frutas de color anaranjado, rojo y verde, tales como la zanahoria, jitomate, espinaca, mango, durazno, perejil, papaya, entre otros.

Vitamina C

La ingesta de este nutriente es fundamental para la producción de colágeno, proteína esencial presente en tejidos del cuerpo, incluidos huesos, dientes y piel.

Como parte de sus funciones, ayuda a brindar elasticidad e integridad en la estructura corporal, además de que facilita la prevención de moretones y garantiza una correcta cicatrización.

Vitamina E

La actividad antioxidante de esta vitamina es esencial para la piel, al proteger el tejido corporal. Este tipo de sustancia la puedes encontrar en aceites vegetales como la soya, canola, maíz, girasol, nueces, almendras, cacahuates, pepitas, semillas de girasol, margarina, alimentos fortificados, entre otros.

Zinc

Este mineral esta presente en las células de todos nuestro cuerpo y juega un papel importante en la cicatrización de heridas y en algunas afecciones de la piel como la psoriasis, dermatitis escamosa y acné.

Este nutriente puede encontrarse en la carne de res, cerdo y cordero, además del pollo y pescado. También esta presente en los ostiones, germen de trigo y los cereales integrales.